A todo trapo

Agosto 31st, 2011

  A todo trapo, la sección que incorpora a este blog las costuras con alma. Espero que mis muñecos les hablen al corazón…

Elías consternado

Agosto 31st, 2011

Con ustedes: Blanca!

Agosto 31st, 2011

Les presento a Elías

Agosto 31st, 2011

Cómo son los Talleres de Primer Alimento

Agosto 29th, 2011

Espero haber podido transmitir cómo trabajamos en Primer Alimento en un Taller de Pan. El del pasado sábado 27/8 contó con la presencia de cinco participantes de diversas edades: tres niñas y dos adultos. Formó parte de la experiencia de “talleres abiertos” que se arman sin la necesidad de que haya una continuidad en el tiempo. No forman parte de un “curso” sino que son talleres aislados, convocados por mí. También ofrezco todo tipo de talleres: exclusivamente para adultos, exclusivamente para niños o adolescentes, etc.

Talleres para instituciones de la Salud y de la Educación, talleres para encuentros sociales, talleres para familias, parejas, grupos de amigos o compañeros. Estoy trabajando con grupos de hermanos,  lo cual resulta ser una experiencia muy rica.

El valor de los talleres suele ser de $80 para niños y adolescentes y de $ 100 para adultos. El “suele ser ” está relacionado en parte con que los ingredientes están incluidos en el costo y existen ciertas preparaciones que requieren de más  inversión en ingredientes

o en infraestructura. Por otra parte, algunos talleres demandan más cantidad de tiempo y dedicación.

En caso de tratarse de un grupo ya armado que quiere tomar una clase,  se tiene en cuenta algún tipo de bonificación en el total del honorario grupal.

Por qué cocinar con los chicos

Agosto 28th, 2011

Por qué amasar con los chicos?

Inés Biedma.  amasatupan@yahoo.com.ar

 

 

Los chicos, desde muy pequeños, disfrutan de tocar y manipular el barro, la arena húmeda,  o la masa que alguien les pueda ofrecer.

Sentir su humedad, su textura y notar poco a poco que la materia puede cobrar forma son parte del crecimiento de la mayoría de los niños. Al ser invitados por sus padres a construir castillos de arena o en el acto espontáneo de crear formas con barro, el desarrollo de la percepción y el juego infantil encuentran una vía regia.

Los niños observan sus pisadas en la arena, arcilla o barro y las comparan con las de otras personas e inclusive con aquellas de los animales. Así tejen historias acerca de quién habrá pisado ese mundo que hoy pisan, establecen relaciones de tamaño, fuerza y peso, al tiempo que registran sus propias huellas plantares o dactilares,  primeras exploraciones que hacen a su singularidad.

 

 Por qué cocinar con los chicos?

 

Cuando invitamos a los chicos a participar de la elaboración del pan, estamos agregando a la lúdica tarea de amasar, el proceso de cocción a través del cual esa masa se transformará en alimento. La misma no será igual que otras con cuyo contacto juega por el simple placer de jugar, aprehendiendo un mundo con su percepción ávida de sensaciones. Cuando un niño cocina, la masa del juego ha de ajustarse a determinados procedimientos y pasos a seguir relacionados con: proporciones, sabores y características químicas de los ingredientes, etc. Necesitará de un adulto que encienda el fuego.

 El fuego es la llama de la transformación.

El niño perseguirá junto con el adulto una finalidad o meta a alcanzar. El proceso será bueno para jugar, al tiempo que el resultado será bueno para comer.

Participar al chico del rico mundo de la alimentación es iniciarlo en la maravillosa aventura de elaborar con otros el alimento que será compartido en grupo.

 

Por qué comer en grupo?

 

Esta pregunta cabe en estos tiempos en los cuales el acto de comer se ha vuelto muchas veces solitario. Aún en los niños. Cuántas veces nos encontramos con chicos que comen solos frente a la televisión?.

La comida en grupo no solo estimula el acto generoso de compartir, sino que también  habilita e instruye al niño a incorporarse a la vida familiar, social y comunitaria de manera

que forme parte de la trama que lo contiene y reconoce.

Con el fuego nace la palabra.

La palabra es un don que nos humaniza dándonos acceso a una cultura que nos permite formar parte de una red invisible que nos sostiene.

 

 Por qué hablar?

 

Para conocer el silencio

GLUP!

Uno de nuestros panes

Agosto 28th, 2011

Fotos del Taller del 27/8/11

Agosto 27th, 2011

¿Has observado alguna vez a una niña cocinar?

¿Qué cocina un niña cuando cocina?.

¿Qué tocan sus manos cuando amasan?.

¿A qué fuegos convoca su propia llama creativa?

¿De qué se hace el silencio en la cocina?

¿Qué sonidos acompañan su juego?

¿Qué revuelven sus pequeñas manos formando remolinos?

 

Foto: Ignacio Usandivaras

  • Sobre mí
    ¡Hola!. Mi nombre es Inés Biedma. Me dedico a difundir la enorme importancia de la Alimentación en la Salud dando talleres de Cocina para todas las edades en diversos ámbitos tanto educativos y asistenciales como domésticos. En tanto Psicóloga, valoro la infinita riqueza que los vínculos afectivos aportan al desarrollo de las personas. La circulación del alimento y de la palabra son el resultado del fuego que enciende la llama de la transformación volviéndonos compañeros al compartir el pan.
  • Newsletter
  • Enlaces